Redde Northgate limita la compra de nuevos vehículos

El descenso de la movilidad empresarial motivado por las medidas de contención del Coronavirus empieza a impactar en los diferentes actores del sector flotas.

Es el caso de Redde Northgate, nacida de la reciente fusión de Northgate y la especialista británica en seguros de automoción Redde. Y es que el operador de renting flexible ha anunciado que contendrá su área de gasto más importante: los vehículos nuevos. En este caso, Redde Northgate ha implementado procedimientos para limitar la compra de nuevos vehículos, limitando las compras a adquisiciones esenciales para satisfacer la actual demanda inmediata de los clientes. En el caso de un período de crisis más sostenido en el tiempo, la compañía admite que podría ampliar la antigüedad de su flota, reduciendo las renovaciones.

Redde Northgate también ha confirmado en el mismo comunicado la consolidación de su nuevo equipo de dirección, anunciado el pasado diciembre. Este organigrama supone la salida de Fernando Cogollos, exconsejero delegado de Northgate en España, y que durante el periodo de fusión ejerció como director no ejecutivo.