Los operadores de renting siguen apostando por la movilidad sostenible. Ejemplo de ello es Arval, cuya flota electrificada ya supone el 20% en España.

Las diferentes tecnologías de electrificación tienen en Arval uno de sus principales prescriptores. Según datos de la compañía de movilidad de BNP Paribas, el 19,4% de los vehículos de su flota ya está electrificada. En este porcentaje se incluyen modelos de hibridación suave (mild-hybrid), híbridos puros así como vehículos enchufables (100% eléctricos y PHEV).
En concreto, un 15,2% dispone de etiqueta ECO (Mild-Hybrid e híbridos) y un 5,26%, del distintivo 0 Emisiones (PHEV y eléctricos puros).

Este proceso de electrificación se está acelerando de forma importante en estos últimos meses. De hecho, durante el primer trimestre de este año el 28,27% de las entregas fueron electrificadas.
Los híbridos HEV son los vehículos más populares de la flota de Arval (un 9,33% del total y un 11,79% de las entregas de 2021), destaca también el incremento en los híbridos enchufables PHEV (un 3,45% del total y un 5,07% de las entregas de 2021).

Por otro lado, el aumento de la presencia de esta tipología de vehículos provoca que las emisiones medias de CO2 de la flota de Arval sean de 116,5 g/km en 2020 y de 112,4 g/km en las entregas del primer trimestre de 2021.