La aseguradora Mutua Madrileña ha renovado su flota con la incorporación de 138 Hyundai Ioniq. Concretamente con 112 versiones híbridas, 25 100% eléctricos y un híbrido enchufable.

La nueva flota de Mutua, la mayor de una aseguradora con estas características, se destinará al uso profesional de peritos de seguros de auto y moto, hogar y para actividad comercial.

Para la carga de las versiones enchufables, los peritos de Mutua contarán con puntos de recarga en sus domicilios (la carga rápida se efectuará en 54 minutos en una estación de 100 kW, mientras que la carga normal se realizará en un tiempo de 6 horas y 5 minutos, a 7,2KW).

Con el renovado parque móvil, Mutua Madrileña conseguirá un ahorro medio de combustible de alrededor del 52% respecto a la flota actual. Además, reducirá sus emisiones de CO2 en 63.000 kg cada año.

La iniciativa forma parte del programa EcoMutua, el proyecto de la aseguradora que engloba tanto una nueva gama de seguros para vehículos eléctricos e híbridos como un nuevo servicio de asesoramiento e información a mutualistas sobre todo lo relacionado con la movilidad. Los vehículos de la nueva flota de la aseguradora irán identificados, de hecho, con el logo de Mutua Madrileña y de Ecomutua.

La renovación de la flota es una acción del "Programa Azul" de Mutua Madrileña, un plan de iniciativas desarrollado por la aseguradora destinado a fomentar la protección del medio ambiente y que abarca proyectos de gestión y reciclaje integral de residuos, reducción del consumo de recursos energéticos y la difusión de información sobre hábitos de conducción que contribuyan a reducir las emisiones contaminantes a la atmósfera, entre otras medidas.