La policía local de Valencia renueva su parque móvil

La Policía Local de la ciudad de Valencia iniciaba 2017 recibiendo nuevos vehículos. Durante los meses de enero y febrero recibía los primeros 68 nuevos vehículos, de un total de 112 previstos, y que servirán para renovar la totalidad de la flota en fases posteriores.

Esta primera fase está formada por 16 unidades del Ford C-Max, con kit para detenidos, 12 unidades Ford C-Max con kit de tráfico (panel de información, alcoholemias, accidentes y desvíos), 37 Ford C-Max de patrulla básicos -tres de ellos para el Grupo Gama - y tres Ford Kuga para las pedanías. La última fase, prevista para el mes de mayo, incluirá la entrega de 8 Ford C-Max con kit para detenidos, 34 C-Max de patrullaje y 2 Ford Kuga adicionales.

La renovación de esta flota se ha realizado por parte del ayuntamiento valenciano en modalidad de renting, incluyendo el alquiler integral de vehículo, su equipamiento así como revisiones, reparaciones, neumáticos y seguro a todo riesgo.

El importe anual es de 590.000 € anuales, sumando 2.360.000€ para el total del contrato de 4 años. Según el consistorio "se han conseguido casi el doble de vehículos que el Gobierno anterior con el mismo dinero."